Los Mapas

Los Mapas

Los mapas son representación grafica de una porción de la superficie de la Tierra, elaborada con propiedad métrica, dibujada o impresa en una superficie plana y que refleja información espacial. Los mapas parecen espejos de la superficie terrestre, pero realmente son su representación simplificada, pues no incluyen toda la información existente, sino aquella que el especialista en cartografía ha decidido seleccionar.

mapamundi

Dado que los mapas son planos y la Tierra no lo es, para pasar de la superficie casi esférica de la Tierra a la del mapa, necesitamos establecer unas correspondencias a las que llamamos proyecciones cartográficas. Todos los mapas se elaboran con un tipo u otro de proyección; aun así, todos muestran ciertas deformaciones en alguna de sus partes, que pueden afectar, por ejemplo, a los contornos de los continentes o a las distancias a medir. La información espacial de la superficie terrestre también puede aparecer en los globos terráqueos.

Habitualmente el mapa contiene una serie de símbolos y colores, fácilmente interpretables y descritos en una leyenda, que muestran los diferentes elementos  físicos que se dibuja en el mapa. Para que pueda ser llamado mapa, la representación no debe ser artística, sino que necesita estar hecha a escala (elemento para diferenciar un mapa de un croquis); debe permitir tomar medidas de distancias, ángulos o superficies y obtener un resultado aproximadamente exacto de la superficie terrestre; dependiendo de lo que se quiera representar en el mapa, las imprecisiones o errores deben ser más pequeños que lo que pueda percibir el ojo humano al contemplar el mapa.

Elementos básicos de un Mapa

Los principales elementos del mapa son la leyenda y la escala. Para que un mapa pueda contener gran cantidad de información de fácil lectura debe reflejar en la leyenda un sistema de símbolos arbitrarios o convencionales y debe elaborarse siguiendo un uso adecuado de los colores. Muchos de estos se utilizan con tanta frecuencia que son aceptados por todos y resultan fácilmente comprensibles. De este modo, por lo general, las ciudades y los pueblos se señalan con puntos, cuadrados o superficies sombreadas; los cursos y las masas de agua suelen imprimirse en azul y las fronteras políticas se representan, generalmente, mediante franjas de colores o líneas continuas o discontinuas. El cartógrafo puede, sin embargo, concebir una gran variedad de símbolos que se adecuen a las diferentes necesidades; por ejemplo, puede marcar un punto como símbolo de la presencia de 10.000 cabezas de ganado o puede utilizar dos picos o martillos cruzados para señalar la localización de una mina.

mapa_geopolitico_2005_72

Como es imposible hacer un mapa de las mismas dimensiones que la realidad, se utiliza la escala, que indica que el mapa es una representación aproximada y señala el número de veces que se ha reducido de tamaño la superficie real. Es un elemento fundamental en los mapas y puede aparecer de dos formas: numérica y gráfica. La escala numérica se representa en cifras, como por ejemplo, 1/100.000 o 1:100.000; esto indica que una unidad medida en el mapa (por ejemplo, 1 cm.) representa 100.000 de las mismas unidades en la superficie terrestre (es decir, 1 Km. en el mismo ejemplo). En la mayor parte de los mapas se indica la escala en el margen y, muchas veces, viene acompañada de una escala gráfica lineal, que es un segmento dividido que muestra la longitud sobre el mapa de las unidades terrestres de distancia; en ocasiones, el extremo de la barra presenta una subdivisión para que el usuario pueda medir las distancias con mayor precisión.

En función de la escala, se habla de mapas a gran escala y mapas a pequeña escala. Los primeros tienen el denominador pequeño (por ejemplo, 1/10.000 o 1/30) y mayor nivel de detalle, y se aproximan más a los tamaños reales al haberse reducido menos; los planos urbanos son mapas a gran escala. Los mapas a pequeña escala tienen el denominador grande (por ejemplo, 1/200.000) y presentan menor número de detalles, son más generales. La cifra resultante es mayor si se divide 1 entre 10.000 que 1 entre 200.000, por ejemplo. Cuanto más se reduce la realidad, menor es el nivel de detalle y, por lo tanto, menor es la escala. Desde los primeros años del siglo XX, varios gobiernos colaboraron para establecer un Mapa Internacional del Mundo a escala 1:1.000.000, que se acabó en 1985.

También en algunos mapas, con el fin de localizar un lugar o describir la extensión de un área, se utiliza un sistema de referencia espacial basado en unas líneas imaginarias a las que llamamos red geográfica: los meridianos y paralelos. En los mapas se dibujan solo unos pocos meridianos y paralelos, aunque su número es infinito, y siempre se trazan separados por distancias iguales. La localización de un punto en el mapa puede definirse con precisión por los grados, minutos y segundos de latitud y longitud, que indican las coordenadas geográficas de ese punto. Por acuerdo internacional, la longitud se mide hasta 180° E y hasta 180° O a partir del meridiano 0°, el de referencia o meridiano de Greenwich. La latitud se mide hasta 90° N y hasta 90° S a partir del paralelo 0°, o ecuador. Los mapas están orientados de tal manera que, generalmente, el norte verdadero ocupa la parte superior de la lámina, donde a menudo se representa una rosa de los vientos u otro elemento gráfico que señala el polo magnético.

Tipos de Mapas

Los mapas pueden utilizarse para diferentes fines y por esta razón se ha desarrollado una gran cantidad de tipos especializados de mapas. En primer lugar, se distingue entre mapas básicos y mapas derivados, dependiendo del método de obtención. Los mapas básicos son aquellos mapas confeccionados a partir de medidas y datos obtenidos directamente del mundo real (fotografías aéreas, imágenes de satélite, mediciones sobre el terreno, visitas a la zona o trabajo de campo). Los mapas derivados son aquellos mapas que se han obtenido a partir de otros mapas, añadiendo información adicional sobre la base de dichos mapas. Los topográficos puede decirse que son mapas básicos y los mapas temáticos, derivados.

Mapas Topográficos

El tipo de mapa utilizado para representar, desde un punto de vista descriptivo y general, las características físicas y visibles del terreno es el mapa topográfico. Estos mapas, también denominados generales, muestran los elementos naturales del área analizada, como el relieve (montañas, valles…), la hidrografía (ríos, lagos…) o la vegetación natural; y, también, los elementos artificiales más importantes, humanos o culturales, como son las carreteras y los ferrocarriles, los asentamientos de población, los usos del suelo (dedicados a cultivos, bosques de repoblación, canteras, zonas comerciales…), las obras de ingeniería (puentes, túneles, aeropuertos…) y otras edificaciones. Asimismo muestran fronteras políticas y divisiones administrativas, como pueden ser los límites de los municipios, de las provincias o de los países.

fig01

En los mapas topográficos el relieve se suele representar mediante curvas de nivel, que reflejan las formas del terreno y la altitud. Las aguas se representan por líneas o masas de color azul; los ríos y arroyos se indican con líneas azules, continuas si se trata de cursos permanentes, y los lagos y embalses se dibujan con fondo azul. Las zonas cubiertas de vegetación  se señalan con signos pictográficos  muy simples o fondos de color verde y marrón.

Los institutos o servicios geográficos y cartográficos de cada país son los encargados de elaborar los mapas oficiales de su territorio. Por ejemplo, en Republica Dominicana son Instituto Cartográfico Militar (ICM) y el Instituto Cartográfico de la UASD.

En las hojas de los mapas topográficos se incluyen, entre otras informaciones, la escala, una completa leyenda, la declinación magnética, la fecha de elaboración, la equidistancia de las curvas de nivel y el título del mapa, que sirve para localizar el lugar (generalmente, en los mapas oficiales, el título indica el principal núcleo de población dibujado en el mapa).

fig03

La leyenda que aparece en un mapa topográfico ayuda a su lectura. Los mapas topográficos, debido a la gran cantidad de información detallada que contienen, se utilizan a menudo como mapas generales de consulta y sirven de base para elaborar otros mapas y gráficos, como los perfiles fluviales y los cortes topográficos. Asimismo, son utilizados para conseguir una buena orientación espacial.

Mapas Temáticos

Un mapa temático representa, sobre un fondo y contorno topográfico, una información relevante relacionada con un tema o una disciplina específica; así tenemos, por ejemplo, mapas temáticos de diferentes tipos: estadísticos, políticos, climáticos, agrícolas, de carreteras, de distribución de especies vegetales… Son considerados mapas específicos en contraposición a los generales o topográficos.

Entre los mapas temáticos más especializados se encuentran las cartas de navegación marítima (náuticas) y las cartas de navegación aérea (aeronáuticas). Las cartas náuticas se utilizan para la navegación de embarcaciones y cubren la superficie de los océanos y de otras grandes masas de agua, así como sus costas. Sobre la porción de agua que aparece en una carta náutica se muestra la profundidad cada cierta distancia, indicando con números impresos los metros de nivel de agua que hay cuando la marea está baja. Los bancos de arena se indican con un círculo o se sombrean para darles mayor visibilidad, y los límites de los canales se representan con líneas. También indican el tipo de fondo existente: fondos de arena, de roca o de fango. Un elemento importante de este tipo de cartas es la localización exacta de los faros, boyas y otros elementos que sirven de ayuda a la navegación. Además de los faros, aparecen otros puntos de referencia, como edificios altos o picos prominentes, con cuya ayuda puede orientarse un navegante. Las cartas aeronáuticas, para que se utilicen sobre el terreno, se asemejan en cierto modo a los mapas topográficos, pero contienen también la situación de los radiofaros, los aeropuertos, los corredores aéreos y las áreas cubiertas por los campos de transmisión de las estaciones de radio.

mapageo

Otros mapas temáticos son: los mapas políticos, que muestran solo las ciudades y las divisiones políticas y administrativas sin rasgos topográficos; los mapas geológicos, que muestran la edad de las rocas y la estructura geológica del área cartografiada; y los mapas de usos del suelo, entre muchos otros.

Los atlas suelen incluir una variedad de mapas temáticos para mostrar distintos aspectos de la realidad territorial. En ocasiones, y en función de los datos espaciales utilizados, se presenta el contenido geográfico de diversas formas: mapa de puntos, mapa de flujos, mapa pictográfico, mapa del tiempo, plano urbano, mapa de símbolos proporcionales, mapa del relieve, etc.

Algo  curioso es el mapa en relieve, que es una representación tridimensional del terreno referida a un espacio geográfico. Suele moldearse en arcilla, escayola o plástico, aunque también se elabora en formato digital gracias a las nuevas tecnologías informáticas. Para realzar el relieve, la escala vertical de estos mapas es muy superior a la escala horizontal. Los mapas en relieve se utilizan mucho en planificación militar y en ingeniería civil o minera.

La elaboración de Mapas

La elaboración de mapas o cartografía se ha beneficiado mucho de los avances tecnológicos acaecidos tras la II Guerra Mundial. Probablemente algunos de los avances más importantes han sido la utilización de técnicas y sistemas de teledetección (fotografías aéreas e imágenes de satélite) y de computadoras utilizados por los Sistemas de Información Geográfica (SIG) para el almacenamiento y tratamiento de datos, así como para el trazado de mapas; al igual que la aparición de sistemas de navegación por satélite (GPS), que han reducido sustancialmente el margen de error al determinar la localización exacta de los puntos de la superficie terrestre.

Observación

La base de un mapa moderno es un estudio detallado que proporcione, por un lado, las localizaciones geográficas y, por otro, las relaciones entre una serie de elementos del área a cartografiar. En la actualidad, la información obtenida de los levantamientos fotogramétricos aéreos complementa la información proporcionada por el tradicional método de los levantamientos topográficos del terreno (véase Geodesia).

t5

Las imágenes vía satélite pueden proporcionar una gran cantidad de información muy precisa sobre diferentes elementos de la superficie terrestre, como pueden ser la localización de depósitos de minerales, la extensión de urbanizaciones, la presencia de plagas que afectan a la vegetación y cultivos, o los tipos de suelos.

Historia de los Mapas

Los mapas más antiguos que existen fueron realizados por los babilonios hacia el 2300 a.C. Estos mapas estaban tallados en tablillas de arcilla y consistían en su mayor parte en mediciones de tierras realizadas con el fin de cobrar los impuestos. También se han encontrado en China mapas regionales más extensos, trazados en seda, fechados en el siglo II a.C. Parece que la habilidad y la necesidad de hacer mapas son universales. Uno de los tipos de mapas primitivos más interesantes es la carta geográfica realizada sobre una entramado de fibras de caña por los habitantes de las islas Marshall, en el sur del océano Pacífico, dispuestas de modo que muestran la posición de las islas. El arte de la cartografía también se desarrolló en las civilizaciones maya e inca. Los incas, ya en el siglo XII d.C., trazaban mapas de las tierras que conquistaban.

Se cree que el primer mapa que representaba el mundo conocido fue realizado en el siglo VI a.C. por el filósofo griego Anaximandro. Tenía forma circular y mostraba el mundo conocido agrupado en torno al mar Egeo y rodeado por el océano.

600px-anaximander_world_map-essvg

Uno de los mapas más famosos de la época clásica fue trazado por el geógrafo griego Eratóstenes hacia el año 200 a.C. Representaba el mundo conocido desde Gran Bretaña, al noroeste, la desembocadura del río Ganges, al este, y hasta Libia al sur. Este mapa fue el primero en el que aparecieron líneas paralelas transversales para señalar los puntos con la misma latitud. En el mapa también aparecían algunos meridianos, pero éstos tenían una separación irregular. Hacia el año 150 d.C., el sabio griego Tolomeo escribió su Geographia que contenía mapas del mundo. Éstos fueron los primeros mapas en los que se utilizó de forma matemática un método preciso de proyección cónica, aunque tenía muchos errores como la excesiva extensión de la placa terrestre euroasiática. Tras la caída del Imperio romano la cartografía europea casi dejó de existir; básicamente solo permanecían aquellos trazados por los monjes, cuya preocupación principal era teológica (presentaban Jerusalén como el centro del mundo) y no les importaba tanto la exactitud geográfica. Sin embargo, los navegantes árabes realizaron y utilizaron cartas geográficas de gran exactitud durante el mismo periodo. El erudito árabe al-Idrisi realizó un mapa del mundo en 1154. Los navegantes mediterráneos, de entre los que destacaban los mallorquines, comenzaron aproximadamente en el siglo XIII a preparar cartas marítimas, generalmente sin meridianos o paralelos pero con unas líneas que mostraban la dirección entre los puertos más importantes. Estos mapas se denominaban portulanos. En el siglo XV se imprimieron en Europa los mapas de Tolomeo que, durante varios cientos de años, tuvieron una gran influencia en los cartógrafos europeos.

En 1891, el Congreso Internacional de Geografía propuso cartografiar el mundo entero a una escala 1:1.000.000, tarea que todavía no ha concluido. En el siglo XX, la cartografía ha experimentado una serie de importantes innovaciones técnicas. La fotografía área se desarrolló durante la I Guerra Mundial y se utilizó, de forma más generalizada, en la elaboración de mapas durante la II Guerra Mundial. Los Estados Unidos, que lanzaron en 1966 el satélite Pageos y continuaron en la década de 1970 con los tres satélites Landsat, están realizando estudios geodésicos completos de la superficie terrestre por medio de equipos fotográficos de alta resolución colocados en esos satélites. A pesar de los grandes avances técnicos y de los conocimientos cartográficos, quedan por realizar estudios y levantamientos topográficos y fotogramétricos de grandes áreas de la superficie terrestre que no se han estudiado en detalle.

About these ads

2 comentarios

  1. Por favor, me podría decir cuál es la proyección cartográfica, el datum y el elipsoide de referencia que emplean en Dominicana para confeccionar los mapas topográficos.
    Ricardo Alvarez

  2. Gracias por visitarnos.
    Por favor diríjase al
    Instituto Cartográfico Militar
    Av. Enrique Jiménez Moya, Esq. Juan de Dios Simó, Santo Domingo, Rep. Dom.
    Teléfono: 534-7522 Fax: 534-7276
    Web: http://www.icm.mil.do
    E-Mail: inst.cartograf@codetel.net.do

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 609 seguidores

%d personas les gusta esto: